El Cyberdiario: Ahorro energético (I) La factura sube aunque baje el consumo eléctrico

29 abril, 2014 por UsuarioArráez

Evolución del consumo eléctrico y de la factura en un hogar medio de nuestro país

Datos bimensuales. Cifras agrupadas por mes de la factura. Evolución y diferencia entre 2008 y 2013. Facturas reales.

El recibo de la luz se ha convertido en la estrella de tertulias en cafés y mercados. La sensación es que no para de subir, y en realidad así es.

Es lo que percibimos con cada nueva factura de la compañía eléctrica: la luz no para de subir. Pero también es cierto que en los últimos años nuestros hogares se han pertrechado con nuevos disposivitos electrónicos que, bien pensado, quizás sean los causantes de esa astronómica subida del recibo eléctrico. Pero, ¿será esa la realidad?

Hemos buscado un hogar tipo compuesto por una pareja que está casi todo el día fuera de casa, y un hijo pequeño y muy aficionado aficionado a las manchas de todo tipo. La vivienda en cuestión está climatizada mediante aparatos de aire acondicionado con bomba de calor y su único elemento no eléctrico es un calentador que proporciona agua caliente a toda la vivienda.

Para comparar el importe de las facturas las hemos agrupado por meses y no por años. Así, por ejemplo, juntamos todas las facturas –son bimensuales– del mes de enero y podemos ver la evolución real del consumo y del importe del recibo.

Da igual cuánto ahorremos en luz:

la factura subirá hagamos lo que hagamos

Y una vez analizados todos los recibos uno llega a la conclusión de que da igual cuánto ahorremos en luz: la factura subirá hagamos lo que hagamos. Viendo las gráficas que ilustran esta información, posiblemente la factura de enero sea la más llamativa. Durante los meses de noviembre y diciembre –meses a los que pertenece dicha factura– vemos como el consumo eléctrico de la familia González no ha hecho más que descender. En 2009 el televisor de tubo fue cambiado por uno LED, con el consiguiente ahorro de energía. A lo largo de los siguientes años se sustituyeron los viejos aparatos de aire acondicionado por unos con tecnología Inverter que consumen mucho menos, y cambiaron los calefactores eléctricos por radiadores de bajo consumo. El resultado es un descenso en el consumo eléctrico del 27% entre 2008 y 2013. Realmente la bajada es notable. Pese a ello, la factura eléctrica se incrementó en un 20%.

Viendo los siguientes recibos, en los que el consumo ha subido ligeramente, vemos cómo en todos los casos la factura eléctrica siempre sube muy por encima del consumo. En septiembre, la energía gastada aumentó entre 2008 y 2013 un 42%, la factura dobló su coste. Más exagerada es la diferencia en mayo: subida del 29% en el consumo eléctrico y otra factura que dobla su precio en cinco años. Y sí, el IVA también ha subido, pero ha sido un 5% en ese mismo periodo.

¿Cómo pagar menos?

A lo largo de las próximas semanas vamos a ir desgranando qué se puede hacer para intentar paliar las inevitables subidas eléctricas que para más inri serán mayores que nunca en los próximos meses. En esta página podrás encontrar consejos, trucos y recomendaciones para intentar que el disfrute de nuestros dispositivos electrónicos no se convierta en un lujo al alcance de unos pocos por culpa de la factura eléctrica. Esta semana os damos algunas pautas que van a conseguir que los kilowatios no se escapen por doquier y los euros se queden en casa en lugar de fugarse por el enchufe. Y atentos a lo que vais a descubrir las próximas semanas porque vamos a destruir muchos mitos que supondrán más euros en vuestra cuenta bancaria.

Publicado originariamente en el Cyberdiario de Diario de Mallorca

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.